16 - Mar -2019 - 5:27
FacebookTwiter Fausto Jones Huala
Judiciales

LA LIBERTAD DE FAUSTO JONES HUALA Y LA IMPUNIDAD QUE GARANTIZÓ EL GOBIERNO A LOS ALBATROS



María Vázquez Falcó
mariafalco.bsas@gmail.com


El pasado jueves se entregó a la justicia Fausto Jones Huala, uno de los testigos del asesinato de Rafael Nahuel. Fauto estaba prófugo de la justicia desde mayo de 2018 y en enero fue procesado por "usurpación y atentado contra la autoridad".

Fausto, hermano menor de Facundo Jones Huala, se puso a derecho en el Juzgado Federal de Bariloche y tras un juicio abreviado, a cambio de ver reducida la pena de su condena, recuperó la libertad en el día de ayer viernes.

Cabe recordar que Rafael Nahuel, un joven mapuche de 22 años, fue asesinado por la espalda con una bala 9 mm procedente de una de las armas que portaban los cinco prefectos durante un patrullaje del predio desalojado, propiedad de Parques Nacionales. Mientras tanto los Albatros fueron procesados por homicidio agravado por el uso de armas de fuego con exceso en la legítima defensa.

Pero ¿qué papel jugó el gobierno de Mauricio Macri en esta causa para no verse "manchado" en un asesinato?.

El periodista Santiago Rey, puso luz los primeros días del mes de marzo cuando publicó una nota realizada en El Destape, en la que detalló quién es Marcelo Hugo Rocchetti y cuales son sus vinculaciones con el gobierno nacional y de la provincia de Bs. As.

El Dr. Rocchetti, ex defensor del barrabrava de Boca, Rafael Di Zeo y ex Jefe de Gabinete del ministerio de Seguridad del gobierno de María Eugenia Vidal, dejó su cargo tras un escándalo que se desató con una denuncia de la Dip. Elisa Carrió. Al poco tiempo Rocchetti se convirtió en el defensor del Cabo Primero de Prefectura, Francisco Javier Pintos, el más involucrado en la muerte de Nahuel.

Si bien los cinco Albatros responsables del asesinato de Nahuel fueron procesados por "homicidio agravado" cometido "en exceso de la legítima defensa", no pasaron ni un solo día en la cárcel. La pericia balística en la causa determinó que los gendarmes dispararon entre 114 y 129 veces con balas 9 mm y se pudo determinar que la bala que mató a Nahuel provino de un subfusil MP5, que estaba en poder de Pintos.

Volviendo a Rocchetti, tal cual lo afirma el periodista Rey, se desempeñó como Jefe de Seguridad de la Legislatura porteña en 2008, a poco de asumir Mauricio Macri como Jefe de Gobierno, y con Ritondo al frente de la Legislatura. Hasta acá, el principal sospecho del asesinato de Nahuel tiene vínculos directos con funcionarios del actual gobierno.

Pero en la causa hubo otros "personajes" con relación a funcionarios, el primer abogado del Cabo Pintos fue el Dr. Soto, actual Director de Ordenamiento y Adecuación Normativa de las Fuerzas Policiales y de Seguridad del Ministerio de Seguridad, por lo tanto, directa relación con la ministra Patricia Bullrich.

Todo en las sombras y con la impunidad "garantizada".