10 - Nov -2016 - 2:19
FacebookTwiter Autovía 5
Política

BLANCO SOBRE NEGRO, AUTOVÍA 5 - LUJÁN


Otra falacia del gobierno de Macri y que ayer suspendió por supuestas lluvias


Noticias NU


En el día de ayer, miércoles 10 de Noviembre, se esperaba la presencia del presidente de la nación, Mauricio Macri, en la localidad de Luján. La visita presidencial estaba motivada por la inauguración de un nuevo tramo de la Autopista Nº 5, que va desde Jáuregui (Luján) hasta la Ruta Nº 47. Acto que se suspendió a causa de las "intensas lluvias que cayeron por 10 minutos en el lugar", según publicaron medios locales. A esta altura se puede considerar que el presidente tiene "nube propia" porque quien suscribe se encuentra en el lugar e hizo un día maravilloso de sol. Cabe aclarar que la foto de esta nota no denota algún final de obra, sino más bien, una zona barrial.

El 13 de enero de 2016 en un acto al que no faltaron autoridades públicas, empresarios y medios de comunicación, el Presidente Mauricio Macri prometió la finalización de la autovía sobre la Ruta Nacional N° 5 en su Acceso Oeste tal y como si hubiera anunciado la construcción del circuito vial más importante de la historia nacional. La promesa se reducía a solo 3 Km faltantes.

En su oportunidad, la nueva administración cargó las tintas sobre "la pesada herencia" del gobierno anterior a lo que el presidente dijo: "Son más de 10 años que no se termina la autovía". Se ve que desde enero el presidente Mauricio Macri no está bien asesorado y parecería que los-as Lujanenses sufrimos de amnesia repentina.

Es sabido que sacar de contexto histórico no ayuda al ejercicio de la salud mental pero se ve que algunos insisten.

El comienzo de las obras en la Autopista Luján-Mercedes no fue algo prometido e incumplido por el kirchnerismo sino que fue una obra con sus comienzos en el gobierno del Dr. Raúl Alfonsín.

HACIENDO HISTORIA: En 1985, se incluía dentro del presupuesto nacional el financiamiento de la primera etapa de la autovía Nº 5. La concesión de la obra quedaría a cargo de la firma "Nuevas Rutas" que, a pesar de no avanzar nunca con los trabajos, consiguió renovar su contrato en tiempos del menemato. Esta situación de inacción se extendió hasta el año 2003, cuando las obras sobre la RN 5 pasaron a manos de la empresa Univía, inaugurándose durante el gobierno de Néstor Kichner en 2006 el tramo Jáuregui-Olivera que va del Km. 72.420 al Km. 85.680, posteriormente ampliado hasta el Km. 96.650.

Los asesores del hoy presidente Mauricio Macri deberían estar al tanto que la finalización de la obra no pudo ser llevada a cabo durante la gestión anterior ante amparos judiciales presentados por organizaciones e instituciones Lujanenses.

En abril de 2015, se logró dar curso a la licitación para la conexión Acceso Oeste y Autovía Mercedes, con lo cual los anuncios del Presidente obedecen a la segunda gestión de gobierno de Cristina Fernández de Kirchner.

Cabe destacar que, en aquella oportunidad, el gobierno de CFK se hizo cargo de una deuda que no les correspondía. A comienzos de este año 2016, la Unión de Usuarios Viales (UDUV) publicó un balance sobre las gestiones realizadas en la Ruta N° 5 recordando que a pesar de no ser "lo que deberíamos estar viendo a esta altura, no es poco lo que se hizo" y que entre los avances podríamos encontrar "el comienzo de la obra hidráulica en Luján para poder concretar la conexión de autopistas; la culminación del puente peatonal de Olivera, donde faltaban las lozas a nivel de piso para poder utilizarlas; el desarmado de las lozas del puente peatonal ruta 5 y calle 11; el bacheo y reconstrucción de colectoras, casi en su totalidad; la reparación y modernización de balanzas en Olivera y 9 de Julio; cambios y reparación de cartelería y guardarraíl; el corte de pasto permanente antes abandonado; la modernización en la seguridad de cabinas de peaje; la reparación a nueva de la calzada descendente desde Olivera a Jáuregui (11 kilómetros); el fresado y re-asfaltado desde Mercedes a 9 de Julio; la construcción de rotonda en Carlos Casares; la iluminación del derivador de rutas 5 y 41, que en planos figuraba terminada hace años y la hicieron igual.

Con las obras llevadas acabo en la gestión anterior se achico el margen temporal de viaje y disminuyeron los riesgos en accidentes de tránsito para millones de argentinos y sirvieron para conectar aquellos puntos de la geografía local que habían permanecido olvidados por las administraciones puerto-céntricas y su recurrente imposibilidad de pensar un país por fuera de los límites de la General Paz.

La política de inclusión-vial del kirchnerismo, con una inversión de aproximadamente 25.263 millones de dólares, vino a saldar una deuda histórica. Los doce años de gestión e inversiones realizadas por los Gobiernos de Néstor y Cristina Kirchner en materia de obras viales enmarcaron un Plan de Infraestructura Federal llevado adelante, que por cierto, supera ampliamente, las promesas anunciadas por el Plan Belgrano del macrismo a cargo del ex Diputado Nacional por Tucumán el radical José Cano. ¿Ingeniero?. ¿Arquitecto?. ¿Maestro Mayor de Obras?, nooo, ¡Odontólogo!.