26 - Nov -2018 - 18:42
FacebookTwiter Lucia Pérez, femicidio
Género

EL VELO DEL PODER: LA JUSTICIA DEJA IMPUNE EL FEMICIDIO DE LUCÍA PÉREZ



Maria Falcó
mariafalco.bsas@gmail.com


Aquel 8 de octubre de 2016 un nuevo femicidio sacudió a la sociedad. La guardia de la sala sanitaria de Playa Serena, en la localidad Mar del Plata, no atendió ninguna emergencia. Pero de golpe, frenó una camioneta y dos hombres entregaron un cuerpo sin vida, no explicaron nada, y se diluyeron bajo una oscura impunidad.

Lucía Pérez, de apenas 16 años, hablaba con su cuerpo desde el silencio más absoluto sobre una mesa helada. El horror y el espanto se reflejaron en una autopsia, que en aquel momento, arrojo que había sido obligada al consumo de estupefacientes, violada y empalada.

La investigación, a priori, reconstruyó el caso. Según la fiscal María Isabel Sánchez, la víctima "fue sometida a agresión sexual inhumana, y el excesivo dolor le causó la muerte por reflejo vagal" que remite a uno de los más espantosos mecanismos de tortura y muerte. ¿Pero qué pasó después?.

Sánchez pidió licencia psiquiátrica. Las pruebas se fueron diluyendo y hoy el Poder Judicial de Mar del Plata condenó a ocho años de prisión a Matías Farías y a Juan Pablo Offidani, por considerar que el único delito que cometieron fue la venta de estupefacientes a la adolescente y que no hubo femicidio.

Los jueces Aldo Carnevale, Facundo Gómez Urso, y Pablo Viñas, por unanimidad, aceptaron la versión de los acusados. En tanto que Alejandro Maciel, el tercer imputado por encubrimiento y participe necesario, fue absuelto de todos los cargos.

Por su parte el fiscal Daniel Vicente había pedido perpetua para Farías y 18 años de cárcel para Offidani.

¿Por qué dio un giro la causa?. El informe de la fiscalía indicó que el cuerpo de Lucía presentaba lesiones compatibles con una relación sexual forzada. Pero la pericia de la defensa, marcó que "no se hallaron lesiones a distancia, en los muslos, piernas, cuellos, tobillos, muñecas, rostro; ni arañazos, rasguños excoriaciones o heridas que hagan suponer agresión física. No se encontraron lesiones que revelaran que la adolescente pudiera haberse resistido al ataque de Matías Farías (23) y Juan Pablo Offidani (41)".

Del repudio al femicidio de Lucía Pérez, surgió la consigna del "Ni una menos" y forjó el primer paro de mujeres el 19 de octubre de ese año. Miles tomaron las calles.

¿Qué pasó con los primeros dichos de la fiscal sobre la autopsia?. ¿Con qué importante estudio jurídico tiene relación uno de los imputados?. ¿Cuáles fueron los resultados de la primera revisión médica aquel 8 de octubre?. La defensora oficial sostuvo que "no es un caso de femicidio" y admitió que Farías tuvo relaciones sexuales con Lucía pero dijo que fueron consentidas y descartó la responsabilidad de los imputados en la muerte de la adolescente. ¿Acaso puede defenderse alguien si ha sido drogadx en exceso?. ¿Qué hacían tres adultos con una menor a quien dejan sin vida en una sala de emergencia médica?. ¿No hay acaso una asimetría de poder en la situación de base?.

Marta Moreno, la mamá de Lucía dijo: "El debate ya fue dificilísimo por haber tenido que escuchar todas esas cosas perversas y horrorosas que le hicieron mi hija. La buscaron, la llevaron a la casa de uno de ellos y después la dejaron muerta en una salita, las pruebas están y todo quedó probado durante el juicio que empezó hace casi un mes, pero hubo otros intereses que pusieron trabas durante la investigación. Esto ya no es dinero, esto son poderes de otras cosas y de otro lugar. Se tienen que sacar el velo y decir las cosas como son". Muchos interrogantes por responder dejan una vez más un FEMICIDIO IMPUNE.


Lucia Pérez, femicidio