18 - Apr -2016 - 10:04
FacebookTwiter Juan Manuel Urtubey, gobernador de Salta
Política

URTUBEY, VIOLENCIA LABORAL


Sarita Santos Dávila llevo al gobernador de Salta a la Corte Interamericana


Lorna Milena
milenegra35@gmail.com


arita Santos Dávila, hoy continúa reclamando la indemnización y los aportes no realizados por quienes la empleaban. Sarita fue empleada doméstica de la familia Urtubey entre 1984 y 2005. Los tiempos judiciales son largos en cualquiera de sus áreas y mientras se busca la justicia el trayecto no deja de ser injusto. Sarita, tras haber obtenido un fallo a favor en primera instancia, la Cámara de Apelaciones de la provincia, decidió revocarlo en una polémica sentencia. Sin embargo, tiempo después la Corte Suprema lo ratificó y ahora la causa se encuentra en la Corte Interamericana de Derechos Humanos. Fueron 21 largos años prestando servicios y la respuesta se selló en la violencia laboral y la violencia de genero. Precarización laboral, falta de pago de aguinaldos, vacaciones, bajo sueldo; la familia Urtubey desconoció las regulaciones del Ministerio de Trabajo. Su abogado, el Dr. Víctor Hugo Sarmiento se expresó al respecto: "La despidieron en forma arbitraria. En una primera instancia se intentó llegar a un acuerdo conciliatorio por la miserable suma de $ 2.000 y ahí intervenimos porque la estaban estafando". La demanda presentada en la Corte Interamericana de Derechos Humanos es contra Lía Urtubey, madre del gobernador y contra todos los componentes de la familia, ya que Sarita trabajaba para todos, incluido Juan Manuel Urtubey, a quien ella acompañó laboralmente en el cuidado de su primer hijo. La familia Urtubey prescindió de sus servicios en el año 2005 sin reconocer los 20 años trabajados por Sarita, lo que la llevo a presentar una demanda.